Gorros de kessa: ¡todo lo que necesitas saber!

Origen y composición de los guantes de Kessa

Los guantes de Kessa han sido utilizados durante siglos en Marruecos para exfoliar la piel. Están hechos de un tejido áspero de fibras de seda y algodón, que ofrece una exfoliación profunda para eliminar las células muertas e impurezas.
A menudo se usan con un jabón, especialmente el jabón negro, otro producto de belleza marroquí, para una limpieza profunda de la piel.

Gant de Kessa

¿Cuáles son los beneficios de los guantes de Kessa?

Los guantes de Kessa exfolian profundamente la piel, eliminando las células muertas e impurezas para revelar una piel más suave y tersa.
También pueden ayudar a mejorar la circulación sanguínea, lo que puede tener beneficios para la salud de la piel.

Estos guantes de exfoliación también pueden ayudar a eliminar pelos encarnados y reducir la apariencia de cicatrices y estrías.
El uso regular de los guantes de Kessa puede ayudar a prevenir la acumulación de bacterias y sebo, lo que puede reducir la aparición de espinillas y puntos negros.

¿Cómo usar los guantes de Kessa?

¡Los guantes de Kessa son fáciles de usar! Simplemente humedezca su piel y el guante, luego masajee suavemente su piel con el guante en movimientos circulares.

Puede usar el guante en todo el cuerpo, incluyendo piernas, brazos, espalda y abdomen. El guante es lo suficientemente abrasivo, así que no frote con demasiada fuerza. También puede usar un guante de Kessa para su rostro, pero tenga cuidado, ya que la piel del rostro es más sensible.

¿Cuál es la frecuencia ideal para usar los guantes de Kessa?

La frecuencia ideal de uso de los guantes de Kessa depende de su tipo de piel:

Si tiene piel normal a grasa, puede usar los guantes de Kessa una vez por semana.

Si tiene piel seca o sensible, es mejor usarlos una vez cada dos semanas. Es importante no usar los guantes de Kessa con demasiada frecuencia, ya que esto puede irritar la piel y resecarla aún más.